La Torre de les Caletes:un BIC privado afectado por la Ley de Costas

La Torre de Les Caletes, pendiente de una restauración urgente. LARS TER MEULEN

El Ayuntamiento de Benidorm traslada a Conselleria que el suelo pertenece a cuatro propietarios

http://www.elmundo.es/comunidad-valenciana/alicante/2017/04/02/58e0a2ecca474139388b45d8.html

El Ayuntamiento de Benidorm ya ha localizado a los propietarios del suelo sobre el que se asienta la Torre de Les Caletes, declarada Bien de Interés Cultural, y ha dado traslado de la información a Consellería para que pueda proceder a su restauración.

Según los informes recabados por el Consistorio se trata de terreno privado afectado por la demarcación de Costas. El suelo pertenece a cuatro propietarios y además parte del mismo se encuentra en dominio público marítimo terrestre. Concretamente unos 3.000 m2 estarían afectados por el deslinde

De esta forma responde a una petición de la Dirección General de Cultura y Patrimonio de la Generalitat que requería «colaboración y aportación documental» y entrega un informe del jefe de Inventario y Patrimonio, otro del topógrafo, una certificación catastral de la parcela en la que se ubica la torre y una nota simple del registro de la propiedad.

Los documentos fueron remitidos al Consell el 17 de marzo y en ellos se concluye que «esta parcela no corresponde a ninguna propiedad municipal el suelo» por lo que el Ayuntamiento entiende que su labor ha terminado y es competencia de Consellería contactar con la propiedad para poder acondicionar el Bien de Interés Cultural. De hecho «durante cinco años el pleno dominio de la finca, o al menos una parte de ella, corresponde al Servicio Provincial de Costas por el deslinde» según recordó la edil de Patrimonio Ana Pellicer.

Ahora lo que le preocupa al Ayuntamiento es que el Consell inicie la restauración lo más pronto posible dado que esta torre vigía del siglo XVI está catalogada como BIC y es, por tanto, competencia de Consellería abordar los trabajos. «Es una necesidad no solo por cuidar y recuperar nuestro patrimonio sino también por cuestiones de seguridad tras los episodios de desprendimientos sucedidos anteriormente», explicó Pellicer.

En cuanto a los permisos que la propiedad privada del suelo debería otorgar para que los técnicos autonómicos puedan entrar a reparar la torre, la edil estima que «hay buena voluntad por parte de todos».

En cualquier caso el Consistorio entiende que debe ser Conselleria quien contacte con Costas y los propietarios. «Nuestro papel era aportar la documentación y también habíamos aportado imágenes tomadas con nuestro dron para facilitar la tarea de obtener distintas perspectivas del estado de la torre. Estas imágenes las enviamos tanto a Conselleria como a Costas», añadió Pellicer.

El Ayuntamiento ya se ofreció a hacerse cargo del vallado de la torre como medida de seguridad y está «a expensas de que Conselleria nos dé instrucciones» para poder colocarlo. Estima poder hacerlo antes de Semana Santa.

Por otra parte el grupo municipal de Compromis ha venido denunciando que el convenio urbanístico que afecta al suelo sobre el que se ubica la torre esta caducado desde junio de 2016 y que ha pedido información al respecto al gobierno en reiteradas ocasiones “sin obtener respuesta”.